Ir a la homepage de FNM


 

Ante tantas vidas perdidas hay que decir las verdades que duelan

Fresco el dolor sin respuesta de la pérdida de los tripulantes del “Repunte”, revivido por la tragedia reciente del “Rigel”. El periodista baqueteado por más de 40 años de labor profesional no se conforma con las baratijas de “son cosas del destino”, “Dios lo quiso así” o “son los riesgos y avatares del trabajo en el mar”. Algunos más que detalles se filtran en el ambiente y la suma correspondiente es un balance culposo para muchos coprotagonistas de la tragedia final.

 

Es a todas luces una obligación hurgar en el Puerto, donde abundan los viejos lobos de mar que sobrevivieron a todo tipo de temporales porque es muy grave tener que llorar a tantos compañeros de la pesca, amigos y familiares, sobre todo en estos últimos tiempos.

Sin el más mínimo miedo, pero con discreción hay quienes apuntan el máximo de presunciones, indicios y correlación de datos que van puntualizando incumplimientos de los más diversos requisitos, haciendo más temible a la pesca en alta mar. Dos veteranos que vivieron las peliagudas contingencias de la actividad se avienen a hablar con la reserva de sus identidades “porque si decís verdades hay miserables que te pueden calificar de ortibas”.

En primer lugar “si usted analiza a partir de la desgracia del Repunte, se encontrará que los sindicalistas comprometidos con los laburantes del mar y de la pesca, salen a protestar y a llorar a los desaparecidos, después de la tragedia”. Complementa el segundo confidente “pero su primera tarea es proteger a los trabajadores antes de que embarquen y hay que ver si antes los sindicalistas verificaron las condiciones, si Pesca de la provincia, si Pesca de la Nación, si el Consorcio Regional del Puerto y la Prefectura, exigieron cumplimiento todas las medidas de seguridad de la embarcación y si todos los embarcados tienen sus obligaciones en regla”.

Y el diálogo se ahonda, para puntualizar que desde el aquel trance aciago “salieron los dirigentes a exigir medidas como el traje sin costuras que le otorga un poco más de flotación al náufrago”. La reflexión se agudiza con la bronca “dígame si partir de ahí hubo alguno que volviera a hablar de la exigencia del traje”.

“Obligación a 10 días”

Los dos contertulios de lunga experiencia y de reflexivas explicaciones, saben ligar los hechos “ahora estamos con una nueva carga de dolor inmenso, el suceso del Rigel, y salen a hablar lenguaraces sabiondos para narrar que al barco le hicieron el examen, unos meses atrás en lo que llamamos la pileta del puerto por sus escasas y leves olas la primera prueba de estabilidad y no la superó al igual que en la segunda y la aprobó y levemente, en una tercera”.

Y su compañero remata “ahora dicen que hay barcos que tienen con sus remiendos 50 años. Pero ¿y dónde están los dirigentes que tienen que cuidar la vida de sus afiliados, a la vista de que ni los empresarios, ni los funcionarios de las más diversas reparticiones comprometidas, hacen un carajo? Claro que como dice el refrán y más en esta época de crisis, la necesidad tiene cara de hereje y el pescador que está apretado por la necesidad de su familia que debe comer quiere salir como sea”.

El enojo de los dos veteranos sobrevivientes de las más diversas contingencias llega a niveles que que llaman la atención de los demás circunstantes del café portuense cuándo casi a dúo exclaman “y ahora estos dirigentes que dan verguenza logran que un director de la secretaría de Seguridad que nada entiende más que de la figuración periodística salga a obligar que para ir al mar todos los tripulantes deben contar con el traje insumergible”.

Explique más amigo…, tienta el periodista y casi no hace falta “sabe que, hay unos tres mil hombres que se embarcan a través de 300 barquitos de 8 a 10 tripulantes y después están los enormes de pesca de altamar con unos 50 hombres arriba cada uno y en el país no existe quién fabrique el equipo”. Lo que sigue es el paroxismo de la la caradurez de funcionarios, sindicalistas, empresarios y hasta de lo más rastacuero de la variada y despreciable fauna vernácula actuando libre e impunemente y hasta con desconfiable indiferencia.

De 570 a 2000 dólares

Cualquier sonámbulo que desconozca hasta dónde puede llegar el cinismo humano tal vez se emocione y sueñe con que, por fín, se ha llegado a la solución. En primer lugar hay que puntualizar que ante fenómenos de la naturaleza como el mar desatado no hay fórmulas infalibles sino medidas que protejan y tiendan a la supervivencia. De un fenómeno argentino como el de los avivados y estafadores es difícil sobrevivir si no se mueve desconfiado y alerta.

En la Argentina no hay quien fabrique los benditos trajes para flotar algún tiempo más en medio de un naufragio, dicen nuestros confidentes :”tanto es que apareció uno que de urgencia podía conseguir en Chile unos 300 de esos equipos a 570 dólares cada uno. Alguien salió urgente a buscarlos, pero según mis datos sólo tenía un stock de 90 y que en algunos meses podría sumar más. Ahora apareció otro argentino rápido como el que más ofreciendo mercadería suficiente en dos o tres meses. Aquí, eso sí, tal vez de la mano de Dujovne, Caputo y de otros milagreros de la economía del dólar, de la inflación contenida y de otras yerbas, el mago dice que sus productos serían algo más caros, pero una baratija al fin: ¡2000 dólares!”.

¿Se acuerdan del langostino?

La precisa visión de los dos veteranos del puerto, del mar y de la pesca también ayudó a este periodista a entender un poco más acerca de la actualidad del problema de la captura del langostino y el consiguiente éxodo de barcos y pescadores locales hacia la costa chubutense y otras áreas patagónicas.

Uno de ellos no vaciló: “ahí tiene otra de los fenómenos: el desenvolvimiento de ciertos sindicalistas del ramo, funcionarios y patrones. Primero hubo disimulado silencio ante la pérdida de centenares de puestos de trabajo en el puerto, pero cuando la comunidad puso el grito en el cielo, se sumaron al reclamo, pero muchos barcos y afiliados ya trabajaban en el sur”.

Y apunta con agudeza que “la presunta firmeza no fue tanta cuando en dos reuniones con las autoridades, sindicalistas y empresarios, una en Buenos Aires y otra en nuestra ciudad, no comulgaron con igual firmeza con la posibilidad de que se combinara bajar la pesca en puertos bonaerenses y desde allí trasladar el producto a Mar del Plata en camiones”.

Acotan como dato significativo para tener en cuenta que “gremialistas que son capaces de cerrar el puerto, pero no muy claros y decididos cuando hay que proteger el trabajo de nuestro puerto”. Más filosos son cuando aseguran que “en dos patadas consiguen una medida tan severa como la obligatoriedad del uso del traje insumergible que ya regía, pero ahora exigible en 10 días como requisito indispensable para salir a la pesca”.

Concluyen con el resultado: “ahora nadie puede embarcarse porque esa medida lógica y no exigida hasta ahora, simplemente no se puede cumplir porque no hay quien fabrique o tenga stock, pero los que están en sur siguen cosechando allí y trabajando el producto en puertos patagónicos”. (Gerardo Gómez Muñoz - LA CAPITAL)

22/06/2018

MENU

Fundación NUESTROMAR

Quienes somos
Datos y Servicios
Ingresar
Meteorología
RSS feeds
CONTACTO / CONSULTAS

 ¡ ULTIMAS NOTICIAS !


Compilado de artículos y noticias sobre el futuro del Puerto de Buenos Aires

A pedido de algunos lectores recopilamos aquí, para su fácil lectura, los últimos artículos, noticias y opiniones sobre el futuro del Puerto de Buenos Aires, animándolos a que expresen sus comentarios, nos envien artículos de opinión, estudios, y noticias relacionadas, en este espacio de debate para poder aportar entre todos, enfoques integrales para el mejor desarrollo portuario de Buenos Aires, la región, y la Argentina.

(ACTUALIZADO AL 12/07/2018)


Informe especial:

Buques sin tripulación: El futuro está aquí, ya ha llegado

Nuevas posibilidades, la historia, los avances tecnológicos, y el impacto en las leyes

(por Gustavo Nordenstahl)


Plataforma Continental Argentina

Límite exterior - [mapa]

Un mar de riquezas y oportunidades desaprovechadas

La Argentina sumó 1.633 kilómetros cuadrados a su plataforma continental

Nota: Entre la celebración legítima y el efectismo innecesario

Presentación ONU Argentina de la Plataforma Continental

Actividad de la Comisión de la Plataforma Continental Arg. [video]

ONU - Comisión de Límites de la Plataforma Continental [web]


Libros digitales:
Artes y métodos de pesca
Cap. Luis Martini

50 años de experiencia en la pesca, y desde 1997 en la docencia en la Escuela Nacional de Pesca, el Cap. Martini nos brinda estas obras técnicas en formato digital:

PescaRedes

Curso General sobre artes de Pesca (PPT)

Artes y métodos de pesca - Nivel I (PDF)

Artes y métodos de pesca - Nivel II (PDF)

Artes y métodos de pesca - Nivel III (PDF)


Informe especial:

Piratería en alta mar

Historia y actualidad de la Piratería

Investigación y recopilación
(por Gustavo Nordenstahl)


Boletín NUESTROMAR

Boletin

Suscríbase gratis al Boletín y manténgase informado, a través de su email, de las noticias más importantes. Para darse de alta o baja como suscriptor, haga click:
AQUI

Acceda a ver los Boletines anteriores en:
AQUI


Debate: “Reglas de Rotterdam” y el Transporte Internacional



Principales artículos y debates:

Temas de debate: ¿Conviene a nuestros países adherir a las “Reglas de Rotterdam”?

¿Cómo alcanzar un buen sistema legal para el transporte multimodal?

Declaración de Montevideo

Una Respuesta Latinoamericana a la Declaración de Montevideo

Reglas de Rotterdam: debate instalado

Introducción a las Reglas de Rotterdam

 
 


Web NMar

* Nota de la Fundación NUESTROMAR: La contribución de todos los lectores y amigos es muy necesaria para la continuidad de éstos y otros proyectos de la Fundación, por un desarrollo sustentable de las actividades fluviales y marítimas en el país y la región. Todo aporte, grande o pequeño, es importante para apoyar a nuestra organización y sus objetivos, que cuenta con limitados recursos para el desarrollo de éstas actividades. Si está interesado en apoyarnos, por favor contáctese al email: info@nuestromar.org o al tel: (+54) 11 - 5276 1191, y nos comunicaremos con ud. Gracias, FNM.

 -

©  Fundación NUESTROMAR | NUESTROMAR Marca Registrada - Todos los derechos reservados |  Condiciones y Aviso Legal  |  CONTACTO
NUESTROMAR por Fundación NUESTROMAR se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución - CompartirIgual 3.0 Unported.
Este sitio utiliza sitemas y soft JAVA (descargue gratis de AQUI ) y FLASH (descargue gratis de AQUI )